Ceranda Digital

Publicado el 20 de Septiembre, 2005, 11:23

Escrito por Felipe Martinez Cañibano

Leo en Diario de León del 16 de septiembre  2005 el siguiente texto publicado en la sección "Cartas al Director"
Olvidados en el silencio.
Jaime Madrid
Se acapa de publicar una biografia del general republicano Vicente Rojo, a cargo de un nieto suyo, periodista de El País. Vicente Rojo fue republicano, católico y patriota, pertenece a esa parte de España, que tradicionalmente militó o estuvo muy cerca de la izquierda española, pero que no fue plenamente comprendido por algunos de sus propios compañeros de izquierda. Su memoria, como la de tantas otras personas de izquierda, algunas de ellas, aun vivas todavía, y que han llegado a ocupar puestos importantes en la administración ha sido completamente olvidada y silenciada, como en aquel entonces ocurrió también, por algunos grupos de la izquierda. El actual gobierno que tenemos ahora pertenece a ese grupo de la izquierda que siempre olvidó y silenció a estos compañeros, y que aun sigue haciendolo. ¿Que mótivos hay para esto? los mismos que antés de la guerra, la misma razón que ahora les lleva a silenciar la religión en las escuelas: nunca pudieron digerir, ni todavía han digerido lo suficiente, que la Iglesia Católica, tuviese entonces, y tiene todavia, una autoridad moral sobre ciertas personas, que ellos nunca pudieron imponer salvo por la fuerza de (física o a base de decretazos). Son otras personas, que también son de la izquierda, idénticos a ellos en pensamiento, pero que la única diferencia es, su condición de creyentes, personas piadosas y buenos ciudadanos. Estos, aun todavía, siguen siendo todavia injustamente marginados y discrimanados dentro de la propia izquierda. Mis más reconocido respeto y admiración hacia esas personas"

Del contenido de la carta podemos extraer algunas conclusiones:


Siguen existiendo personas que se tienen que refugiar en el anominato de un tal "Jaime de Madrid" para verter afirmaciones que se corresponden con la realidad y otras no tanto.
Es cierto que hay personas y colectividades que tienen una memoria ideológica, o sea selectiva, estos grupos se situan tanto en la derecha española, como en la izquierda.
Algo no va bien en un pais cuando se producen este tipo de situaciones.
Lo que uno ya no suscribe son los comentarios acerca de la presencia de la religión en la escuela. Quienes creemos en una cultura cívica y democrática, cuyos sustratos se encuentran en los valores republicanos consideramos que la religión tiene otro lugar en la sociedad.
Habria que invitar al autor a que opine con libertad y tolerancia hacia las opiniones distintas de las suyas.
En el momento actual no creo que nadie imponga nada y menos a base de "decretazos". Parece que el autor del texto tiene un "ramalazo" de talante autoritario. Tan criticable como la de los personajes que manejan una memoria/desmemoria selectiva. 




AFP - 16-09-05 Mejico
Biografía del general español Vicente Rojo gana el XVIII Premio Comillas

Una biografía del general español Vicente Rojo, que defendió a la República durante la Guerra Civil (1936-1939), escrita por su nieto José A. Rojo, ganó el XVIII Premio Juan Comillas, informó este jueves la filial mexicana de la editorial española Tusquets."La vida del general Vicente Rojo, sus contradicciones íntimas, su insobornable lealtad a la legalidad republicana y la triste recompensa del posterior exilio y los oscuros años finales simbolizan una parte importante de la historia reciente de España", señaló el jurado en su fallo.
"Vicente Rojo, Retrato de un general" es el título provisional de esta biografía de una de las figuras más enigmáticas de la Guerra Civil española, un militar de carrera que no quiso sumarse a los golpistas liderados por Francisco Franco.
Nacido en 1894, Vicente Rojo se hizo famoso por su mando al frente de la toma de la ciudad de Teruel o en la batalla del río Ebro, el último intento republicano de resistir al avance de los franquistas.
La biografía fue escrita por su nieto, actual responsable de Cultura del diario El País de Madrid, con la ayuda de archivos de la familia.
Vicente Rojo estuvo exiliado en Bolivia, desde donde regresó a España para morir en 1957. El régimen franquista le prohibió cualquier actividad pública, tras condonarle una condena a cadena perpetua.
El Premio Comillas es considerado uno de los más importantes en el capítulo de memorias y biografías del mundo editorial en español.
Como finalista quedó la obra "La gran controversia", un recuento histórico del catolicismo de la mano del historiador francés afincado en México, Jean Meyer.
Diseño y Realizacion para Ceranda por Equipo Editorial, en: Sociedad También en REPORTERO DIGITAL DE LEON y Periodista Digital